12/12/2012

Bruno Mars se inspira en varios clásicos para ‘Unorthodox Jukebox’

En apenas dos años, Bruno Mars se ha convertido en una estrella del pop por derecho propio. Compositor de varios hits recientes, su nombre se hizo verdaderamente conocido gracias al entretenido Doo-Wops & Hooligans. Ahora vuelve con Unorthodox Jukebox, un disco con el que debe reafirmarse como cantante en un momento en el que los solistas masculinos internacionales escasean.
Este álbum supone un cambio respecto a su debut. Por ello es un acierto colocar al principio Young Girls. Esta disfrutable balada, que combina el piano con los sintetizadores, sirve como puente entre el Doo-Wops & Hooligans y las nuevas canciones, que tiran por un camino más retro. Así lo anunciaba el single Locked Out Of Heaven: sexual sin ser vulgar, funky, lleno de energía y con una melodía que lo acerca a The Police.
Las referencias a otros artistas son continuas a lo largo del álbum. Gorilla por momentos adopta un ritmo que trae de vuelta a Prince gracias a una excelente combinación de rock y sintetizadores. Bruno tiene ganas de pasarlo bien en ella y lo deja claro desde la primera frase, “Got a body full of liquor with a cocaine kicker”, un guiño a su detención por posesión de drogas. El fantasma de Prince vuelve a aparecer en Moonshine, surgida de una noche de borrachera. Es muy ochentera y desprende una nostalgia que atrapa desde el principio. En cambio, en la disco Treasure hay reminiscencias de Michael Jackson, mientras que If I Knew apuesta por algo más clásico y tira de un rollo doo-wop que sirve para poner el cierre y poco más.
Money Make Her Smile supone la parte más experimental de Unorthodox Jukebox. La percusión da paso a un estribillo electrónico que culmina en un break desatado. Se nota que Diplo ha metido mano en esta producción. Todo lo contrario sucede con When I Was Your Man, que muestra al Bruno más convencional a través de una balada a piano en la que le pide al nuevo novio de su ex que la trate como él nunca lo hizo. Es tan honesta como Natalie, donde canta con pasión sobre una chica que se aprovechó de él y de su dinero y lo dejó.
Una de las mayores críticas que se le pueden hacer a Unorthodox Jukebox son las referencias. Bruno Mars se ha inspirado en artistas de décadas anteriores de un modo que a veces resulta demasiado obvio y fácil. Habría sido más acertado que aprovechara esas influencias para dar forma a un estilo y un sonido más personal. Al fin y al cabo, tiene el talento para hacerlo. Aun así, se trata de un disco notable, con estribillos irresistibles y unas cuidadas melodías que demuestran lo buen músico que es Bruno, un músico que sabe lo que hace.

Nota: 8
Destacamos: Locked Out Of Heaven, Gorilla, Treasure, Moonshine

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Twitter Facebook Favorites
Licencia de Creative Commons
One Hit Wonder Factory by One Hit Wonder Factory is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial 3.0 Unported License. Tienes derecho a distribuir y copiar los textos publicados siempre y cuando cites esta fuente como autora. Lee tus derechos en la web.